ofertas itv en madrid
Autor: | Categoría: Consejos | 18th Oct 2016

Aunque en los tiempos que corren no es habitual que suceda, ya que los neumáticos son bastante duraderos, podemos sufrir un pinchazo en la rueda de nuestro coche. Ante esta situación debemos saber actuar de manera rápida y efectiva si queremos evitar un accidente. Por ello, en ITV Tres Aguas queremos darte unos sencillos consejos para ayudarte a cambiar la rueda de tu coche.

¿Cómo cambiar una rueda pinchada?

En primer lugar, debemos asegurarnos de que tenemos los materiales necesarios para llevar a cabo esta operación. De forma totalmente imprescindible, necesitaremos una llave para desatornillar, un gato hidráulico y, obviamente, la rueda de repuesto que vamos a utilizar. Habitualmente, todos los coches nuevos suelen llevarla en la parte inferior del maletero, por lo que la encontraremos al levantar la tapa. No obstante, es conveniente revisar que la tenemos, sobre todo en un coche de segunda mano.

Una vez tengamos todos los materiales necesarios, vamos a mirar el manual de instrucciones de nuestro vehículo para conocer en qué lugar vamos a colocar el gato. Es importante porque, según el modelo de coche que tengamos, habrá que ponerlo en un lugar o en otro.

Una vez resuelto esto, podemos proceder entonces a la colocación del gato. Hay que situarlo de manera que haga contacto con el vehículo en una parte firme y plana. Entonces, accionaremos el gato hasta que la rueda pinchada se despegue del suelo. Vuelve a accionar el gato y cuándo veas que hay espacio para colocar una rueda totalmente inflada, desenrosca los tornillos y quita la rueda.

Coloca la nueva rueda siguiendo estos pasos

Una vez sacada la rueda pinchada, colocamos la nueva y apretamos el primer tornillo totalmente recto. Es importante que todos los agujeros estén orientados correctamente. Una vez hecho esto, apretamos todos los tornillos equilibradamente para que la rueda quede recta. Es entonces cuando ya podemos accionar el gato, bajar el vehículo y apretar muy fuerte la nueva rueda.

Recuerda que la rueda de repuesto no es de la misma calidad de que las originales. Por lo tanto, nos puede sacar de un apuro, pero no podemos dejarla mucho tiempo colocada. Es decir, tendremos que sustituirla por un neumático en condiciones tan pronto como podamos.


Comparte el artículo en tus redes sociales: